Como Curar el disco de arado

| 11 diciembre, 2015 | 0 Comments

Como Curar el disco de arado

Lo primero que debemos hacer antes de utilizar el disco es “curarlo”, ya que viene sucio y con restos de oxido e impurezas y podria ser perjudicial para la salud.
por lo que lo primero es lo que denominamos arenar, y es darle chorros de arena a alta presion.
Disco-de-arado1-1361462812

una vez arenado , necesitamos un buen fuego , un fuego abundante y fuerte a buena temperatura çPrimero dejamos calentar el disco sin nada, cuando esté bien caliente agregamos jugo de limón, los limones de los que sacamos el jugo también los echamos al disco cortados,
agregamos también bastante vinagre y agua hirviendo.
Con esto cubrimos toda la superficie del disco y calentamos hasta que empiece a hervir.

Dejaremos hervir por un buen rato, para que la temperatura y el ácido de los limones y el vinagre maten cualquier impureza.
Retiramos del fuego y dejamos enfriar.

Retiramos el agua del disco y lo secamos bien seco.
Esto es muy importante porque si quedan restos de agua el disco se va a oxidar.

Para poder secarlo bien podemos volver a ponerlo sobre el fuego.
Cuando esté bien seco y no muy caliente echamos un poco de aceite y desparramamos bien con una servilleta de papel por todo el disco.

La idea es dejar una fina película de aceite por toda la superficie del disco, esto evita que tome contacto con el aire y se oxide.
Así el disco está listo para ser guardado.

Como limpiar el disco de arado después de cocinar

Los pasos a seguir para limpiar un disco de arado son los siguientes: Una vez que terminamos de utilizar el disco, lo ideal es retirar lo que haya quedado de comida y antes de que se enfríe llenarlo con agua caliente. Lo dejamos reposar un tiempo para que lo que esté pegado se vaya ablandando. Esto se hace para que sea más sencillo despegar los restos de comida del fondo del disco. Cuando creemos que es suficiente, lo más práctico es primero remover los pedazos grandes de comida pegada (si los hay) con una cuchara de madera, o una espátula. Retiramos el agua sucia y volvemos a agregar un poquito de caliente para poder remover la suciedad con la ayuda de una esponja o algún otro elemento que le sea útil.
Recomiendo utilizar detergente para realizar esta tarea, pero si lo desea puede no hacerlo. Cuando se haya removido toda la suciedad pegada, retirar el agua junto con los restos desprendidos. Para finalizar con la limpieza, lo que hacemos es pasar papel de cocina por toda la superficie del disco hasta que quede bien seca. Si no utilizó detergente, notará que el disco está bien limpio, seco y con una fina película de aceite/grasa propia de la comida.

Así es como deseamos que quede, de esta manera es cómo vamos a guardar el disco, pues esa fina película de grasa es la que lo protege y evita que se oxide. De lo contrario, si utilizó detergente como es recomendable para evitar que queden restos de comida que puedan estar en mal estado para la proxima vez que lo utilizamos, entonces lo que hacemos es secar bien el disco de arado y con un papel de cocina pasamos un poquito de aceite por toda la superficie. De esta manera protegemos el metal evitando que se oxide.

Category: Recetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

xxx
xxx xxx server5